domingo, 24 de enero de 2016

Overlord-BR4-2

http://overlord-es.blogspot.com/
Traductor: Erb
____________________ 

Prólogo
Parte 2


El mundo de oscuridad se llenó de luz.

Era una sensación extraña —aunque cerraba los ojos, sentía que seguían abiertos— pero luego de que pasó, se encontró a sí mismo de pie en la habitación de un edificio. La breve desorientación que sintió mientras su mente se adaptaba al mundo ficticio se desvaneció rápidamente.

Con cuidado miró sus alrededores.

La habitación estaba hecha de algún tipo de material gris inorgánico, que parecía ser concreto, y tenía un techo alto. Aunque no había fuentes de luz evidentes, un lado del techo brillaba con luz blanca.

“Eh~ Momonga-san. Gracias por venir.”

Alguien lo llamó.

Satoru Suzuki —Momonga— había accedido a Yggdrasil incontables veces antes, pero nadie le había hablado nunca en esta habitación, así que estuvo confundido por un momento. Sin embargo, debido a que la voz le era familiar —o tal vez porque le pertenecía a una de las personas de su clan que era la más cercana a él— su estado de ánimo cambió inmediatamente, y respondió:

“Ah — Peroroncino-san, buenas noches. Me alegra que vinieras.”

La voz que se dirigió a él vino de un hombre cuya cabeza era la de una bestia feroz, con alas en la espalda. Vestía un traje de brillante armadura dorada.

“Ah~ que sorpresa. Momonga-san eres la primera persona con la que me he encontrado en este lugar.”

“¡Igual que yo! Parece que iniciamos sesión casi al mismo tiempo.”

“Bueno, este tipo de cosas suceden. La verdadera sorpresa es por qué no sucedió antes. Después de todo, debería haber muchas personas que salen del trabajo e inmediatamente inician sesión aproximadamente a la misma hora.”

Su amigo —Peroroncino— caminó hacia él.

Con cada paso que dio, motas doradas se esparcieron de su armadura y se desvanecieron en el aire. Bañado en el resplandor, la figura de Peroroncino era imponente.

“¿Y eso? Nunca antes había visto ese efecto. ¿Podría ser que es de un cristal de datos dejado por un monstruo en el área recién descubierta?”

“No~”

El rostro de Peroroncino no cambió. Una deficiencia lamentable era que el avatar de uno no podía cambiar de expresión para que coincida con la voz. De todas formas, su voz era perfectamente clara, y también lo era la alegría en sus palabras.

“Es un efecto de personaje, de un ítem de pago.”

Momonga sintió que suelo se había abierto bajo sus pies. Debería de haber mostrado algún emoticón, pero no estaba de humor para eso. En cambio, caminó hacia Peroroncino.

“¡Imposible! ¿Por qué? Peroroncino-san, ¿cómo pudiste traicionarme así? ¡Cómo pudiste traicionar nuestra fuerte amistad! ¿No habíamos prometido jugar sin usar ítems de pago?”

En efecto. Aunque sabían que se podía pagar para ganar con ítems de pago, ellos habían formado una Alianza Sin Ítems de Pago, con sus almas ardiendo con la idea de que podrían compensar esa debilidad con habilidad. Más al punto, Peroroncino y Ulbert habían sido los que tuvieron la idea en primer lugar. Ser también el primero en traicionarla era imperdonable.

“¡Momonga-san, lo siento!”

Peroroncino juntó las palmas de sus manos en una disculpa, pero sus palabras no sonaban arrepentidas.

“Querías meter todos esos efectos sin importar qué, pero mírala ahora, ¿no se ha vuelto más débil tu armadura?”

En Yggdrasil, los jugadores podían diseñar sus equipos como quisieran. Esto incluía también sus poderes. Sin embargo, las habilidades no se podían añadir de cualquier manera; la capacidad de datos de un ítem estaba determinada por la construcción del ítem y por el material.

Por el contrario, los efectos especiales ocupaban un espacio de datos más pequeño, así que era común que fuesen imbuidos en un ítem para usar la capacidad sobrante.

Sin embargo, Peroroncino era un power gamer*, y las personas de ese tipo buscaban el poder a cualquier costo. Eran del tipo que se obsesionaban con las habilidades y las construcciones** de los personajes. Por tanto, dedicar incluso un poco de capacidad de datos para efectos especiales era un desperdicio.
(*Un jugador que conoce las reglas del juego al derecho y al revés y las usa para convertirse en el mejor del juego.)
(**‘Construcción’ se refiere a la mezcla de habilidades y características —puntos de fuerza, inteligencia, agilidad, etc— del personaje, en ingles es ‘build’. Por ejemplo un personaje podría estar construido para ser un mago y tendría que tener más puntos en inteligencia y en habilidades relacionadas.)

“Bueno, sí lo sé…”

Momonga asintió, habiendo cambiado su tono de voz un poco. De todas formas sus acusaciones no habían sido en serio.

“Peroroncino-san, lo que más te interesó siempre es la construcción perfecta.”

“Ciertamente. No añadiría datos inútiles a mi equipo.”

Peroroncino estaba intentando construir la combinación de ítems “Caída de Sol” (Sunfall), que necesitaba una selección rigurosa de muchos cristales de datos, así como de armadura y de armas en los que instalarlos. De todos modos, su arduo trabajo había dado algunos frutos; había logrado recrear la apariencia del ítem.

“¡Es por eso que no tuve otra opción más que instalar el efecto en mi avatar usando un ítem de pago! Tú debes saberlo, ¿no? Tampoco me gusta usar ítems de pago. Si pudiera instalarlo en mi armadura, no tendría que haberlo hecho. No había otra forma. Hombre, siento tanta envidia de los efectos de explosión y aterrizaje de Touch-san. Desearía tener esos también.”

“Ah. Esos. Sí, son bastante llamativos.”

La persona en cuestión era el líder de su clan, y también la persona con la que Momonga estaba en deuda. Esa persona estaba enamorada de los héroes transformables*, y si el tema se tocaba en una conversación, él estaría más que contento de comenzar a discutir sobre los héroes enmascarados que habían debutado en las transmisiones de onda de radio inalámbrica hace más de 150 años atrás.
(*En japonés es Héroes Henshin. ‘Henshin’ significa ‘cambiar o transformar el cuerpo’. Usualmente la palabra ‘henshin’ está asociada a la serie de Kamen Raider, o Masked Raider según la adaptación de Saban que pasaron en Fox Kids para los que la vieron.)

Por tanto, uno podría decir que ése era su estilo. Uno de sus efectos especiales estaba programado para activar automáticamente una explosión inútil detrás de él cuando asumía cierta postura. El otro—

“De todas formas, la explosión es una cosa, pero esas palabras… La primera vez que las vi, honestamente no tenía idea de qué expresión poner. Quiero decir, son… ”

“¿En serio? A mí como que me gustan.”

—‘La Justicia ha Llegado’. Eran las palabras que aparecerían detrás de él cuando asumía la postura apropiada.

“¿Eh? ¿En verdad? Peroroncino-san, eres sorprendente. Realmente sorprendente.”

“¿Sorprendente?”

“Bueno, pienso que entre nosotros, sólo a ti te gustan ese tipo de cosas.”

“Ah, es cierto, mi hermana mayor dijo que eso no le interesaba… Espera, ¿eso significa que soy yo el que tiene gustos raros?”

“… Si lo admitiera, eso también diría algo de los gustos de Touch-san, así que me reservo el comentario.”

“… ¿No es eso lo mismo que simplemente admitirlo?”

Aunque sus expresiones no habían cambiado, la atmósfera en el aire se había vuelto muy solemne. Bueno, no era realmente tan sombría, más bien, se sentía más como si estuvieran jugando.

Momonga rió.

Por alguna razón, hablar de estas cosas sin importancia hacía que se sintiera muy feliz.

Sentía que podía seguir hablando así por siempre, pero eso sólo sería molestar a su amigo Peroroncino, y también quería ver a sus otros amigos.

Momonga señaló el túnel.

“No deberíamos hablar aquí. Vamos al punto de reunión.”

“Sí, sí, entiendo.”

Ambos caminaron hacia adelante al mismo paso.

El túnel estaba hecho del mismo material inorgánico de antes, que podría ser confundido fácilmente por una prisión, y se extendía hacia el frente. Aunque había puertas a ambos lados, los dos las ignoraron y siguieron avanzando. Uno podría decir que las puertas camino a su destino no eran más que decoraciones, y que no hubieran podido abrirlas incluso si hubieran querido.

“Hablando de ello, ¿qué haremos hoy?” preguntó Momonga.

“No estaba escrito en el correo, pero probablemente vamos a llevar personas a que suban de nivel. Quiero decir, los nuevos están en un nivel algo bajo. De todas formas, pueden luchar si quieren, incluso con una diferencia de dos o tres niveles.”

“Bueno, estaría bien si pudiéramos enriquecernos mientras lo hacemos.”

En Yggdrasil, los monstruos derrotados tendían a dejar caer dinero con facilidad. Esto era porque en el juego había muchas clases artesanas. La mayoría de ellas creaban pergaminos o varitas y bastones, que eran frecuentemente usados por lanzadores de magia, y que ellos también podían usar.

Si cayera menos dinero, la producción de ítems mágicos se haría muy difícil, y las clases que usaban magia tendrían que pensarlo dos veces antes de iniciar aventuras con combate intenso. Esto iba en contra de la filosofía de hacer que los jugadores exploraran el mundo. Por tanto, el juego era mucho más generoso que sus contemporáneos en lo que respecta a la cantidad de dinero que dejaban caer los monstruos.

“¿A qué te refieres? ¿Cristales de datos? ¿O dinero?”

“Dinero, por supuesto. Aunque también hay algunos cristales que quiero…”

Ambos caminaban lado a lado.

Los dos estaban con su equipo completo y caminaban hombro a hombro, así que necesitaban mucho espacio. Sin embargo, las dimensiones de este túnel estaban diseñadas para ser variables, así que el camino cambiaba automáticamente para adaptarse al tamaño de sus cuerpos. Era por esto que podían caminar de esa forma.

“Los cristales de datos que quieres son para el arma de tu ‘construcción soñada’, ¿cierto?”


Una ‘construcción soñada’.

En el DMMORPG Yggdrasil, crear un segundo personaje estaba prohibido. Como resultado, para aprovechar su avatar al máximo, un jugador promedio tendría que desarrollar su personaje por ensayo y error. El objetivo de la mayoría de jugadores era obtener poder, o desarrollar completamente las habilidades de una profesión no orientada al combate como por ejemplo cocinar, hacer alquimia o algo parecido.

Pero entre ellos había personas que actuaban de cierta manera, en búsqueda de sus ‘construcciones soñadas’.

Éste era el título otorgado a aquellas personas que declaraban orgullosas sus tendencias románticas, a aquellos que rehuían la búsqueda de poder y buscaban un juego de rol.

Por ejemplo, para crear a un Bárbaro que cantara en batalla, ellos tendrían que evitar ganar niveles en las clases de vanguardia que serían las más acordes con los bárbaros, y en su lugar subirían de nivel en clases como Clérigo Dragón o Bardo, lo que era considerado un desperdicio.

Por cierto, la mayoría de gente despreciaba a los ‘constructores de sueños’.

En Yggdrasil, el tamaño máximo de una banda* era de cinco grupos de seis personas cada uno, o de 30 personas en total. Aparte de los casos excepcionales como las batallas entre gremios o luchas contra Enemigos de Clase Mundial, las personas que se pasaban del límite serían afectadas por el fuego amigo. En otras palabras, tenían que enfrentarse a jefes con sólo estas 30 personas. Si había personajes de broma entre ellos, eso reduciría la cantidad de poder de lucha que podrían ejercer.
(*‘Raid group’ en ingles, es un grupo de grupos de jugadores con el objetivo de aventurarse en áreas que necesitan grandes grupos, ya que los grupos normales tienen tamaños limitados.)

Debido a eso, lo común era que los ‘constructores de sueños’ formaran gremios con otros que pensaban lo mismo que ellos.

Entonces, ¿Qué pasaba con Momonga?

El clan al que pertenecía no estaba lleno de ‘constructores de sueños’, pero al mismo tiempo, eran lo suficientemente generosos como para dar cabida a esas personas.


“Sí. Es por eso que es difícil hablar de ello. No sé si esa mazmorra otorgue cristales de datos que otras personas quieran… bueno, viéndolo de otra forma, siempre podría decir que nadie peleará conmigo por ellos.”

“¿Dónde oíste sobre ello?”

“En Nyaru-chan.”

Luego de oír el nombre de ese famoso sitio web de inteligencia de boca de Momonga, aunque su cara no se movió, Peroroncino mostró un emoticón de inquietud.

“De Nyaru, eh. Esos sitios gratuitos tienden a tener muchas noticias falsas. Probablemente están confabulados con los sitios de pago, por lo que la mejor manera de obtener información útil es ir a estos últimos. Sabes, hubo casos en los que esparcieron información falsa a propósito, para alejar a las personas de los lugares que otorgaban cristales de datos raros.”

Había muchos sitios web con información falsa sobre Yggdrasil, especialmente aquellos en los que los contribuyentes podían editar libremente la información.

Todo esto se debía a que en Yggdrasil el conocimiento era poder. Como resultado, la mayoría de jugadores no divulgaban lo que habían aprendido a las masas, en quienes no confiaban ni conocían. Por tanto, si uno encontraba una pieza de información valiosa y altamente buscada, se podía estar seguro de que había algún tipo de trampa detrás.

“Ah, también sé eso. Pero esta información parece confiable. ¿Sabes sobre ese gremio de primer nivel llamado Serafín, el que sólo permite que se unan personajes de tipo ángel? Dicen que la información vino de ellos.”

“Ah. Bueno, si ése es el caso, podría ser creíble, después de todo—”

En este punto, ambos finalmente llegaron a las puertas dobles al final del túnel.

Momonga abrió las puertas, y dejó que Peroroncino entrara primero. Naturalmente, ésta era la cortesía que uno esperaría de un trabajador de oficina. Casualmente, si una situación como ésta se diera de nuevo, de acuerdo a la etiqueta, sería el turno de Peroroncino de abrir las puertas.

“Muchas gracias.”

Luego de que Peroroncino ingresara a través de la puerta con esas palabras, Momonga lo siguió.

La habitación al otro lado de las puertas estaba hecha de concreto. Si ésta fuese la base de un gremio, probablemente no hubiese sido construida con tanta sencillez, pero dado que este lugar había sido rentado con dinero del juego, ellos no podían darse el lujo de desperdiciar datos en cosas inútiles. De todas formas, había ventajas en una habitación tan sosa. Ya que la cantidad de datos usada era sumamente pequeña, la habitación podía hacerse muy grande.

Había varios sofás y sillas esparcidos a través de la habitación, con un gran número de personajes heteromórficos —debería haber habido 18 en total— sentados en sus lugares favoritos en sus posiciones favoritas. Una ola de saludos y emoticones sonrientes hicieron su aparición cuando los dos ingresaron.

Momonga hizo aparecer varios emoticones propios en respuesta.

“¿A dónde deberíamos ir?”

“¿Qué tal allá?”

Momonga y Peroroncino se sentaron en un par de sillas, las cuales movieron para quedar el uno frente al otro.

“Ah, ahora, ¿en dónde estábamos?”

Momonga pensó en su anterior conversación en respuesta a la pregunta de Peroroncino.

“Ah, creo que estábamos hablando sobre información confiable.”

“¡Sí, eso es! ¡Eso es! Como estaba diciendo, tienes que determinar con tus propios ojos si la información puede ser confiable o no. Te digo algo, si hoy no hay actividades del clan, iré allá contigo.”

“¡¿Eh?! ¿Eso realmente estará bien, Peroroncino-san?”

“¡Por supuesto, Momonga-san! Mi hermana dijo que también vendrá — bueno, tal vez no está aún aquí, pero podemos llevarla con nosotros también. Además, todo grupo necesita un tanque*.”
(*Es uno de los papeles que un jugador puede desempeñar. Los tanques redirigen la atención del enemigo hacia ellos mismos para proteger a otros personajes.)

“Muchas gracias, Peroroncino-san.”

“No es nada, no es nada. Está bien siempre y cuando se trate de ti, Momonga-san. Aunque la próxima vez, tendrás que venir de caza conmigo.”

“¡Con gusto!”

“Bueno, si ése es el caso, tenemos a un atacante, a un tanque, y a un comodín. Para un grupo perfecto, necesitaremos a tres personas más — un sanador, un buscador, y otro atacante.”

“Oh, ¿y a donde planean ir a cazar ustedes dos?”

Ambos miraron hacia el origen de la tercera voz, y a quien vieron fue al organizador de su clan.

“Ohh, es Touch-san. Buenas noches~”

“Buenas noches.”

“Ah, buenas noches.”

En el lugar se encontraba un guerrero de plata. Bajo su apariencia de Paladín se encontraba un cuerpo insectil.

Llevaba una capa roja que se veía como una bufanda.

Aunque no había viento, ondeaba como si lo hubiera. Sin embargo, hace tiempo que Momonga había dejado de sentir curiosidad por ello. Debía de ser algún tipo de ítem de pago. Todo lo que Momonga sentía ahora era admiración — y el deseo de tener una capa roja ondeando como ésa si alguna vez usaba una armadura.

El hombre llamado Touch Me se sentó al lado de Momonga con un gruñido de “yoi~sho~”, como si fuese un hombre viejo. Bajo su orden, la capa se calmó. Tal vez sintió que le estorbaría.

“Líder del clan, ¿se supone que hoy iremos a algún lado?”

Aunque la persona al mando de un gremio sería llamado Líder del Gremio, éste no era un gremio. En lugar de eso, estaba un nivel antes de ser un gremio. Era un clan. Por tanto, como su líder, Touch Me era llamado Líder del Clan.

“En realidad, no. No hay planes aún. Aunque, creo que tenemos que llevar a cabo la reunión habitual.”

El clan de Momonga sostenía reuniones regulares semanalmente. Aunque había bastantes personas que no tomaban parte —o que no podían—, a esos miembros se les pedía que revisaran el foro de discusión del clan.

“Oh, en otras palabras, ¿estabas planeando ir a algún lado entonces?”

Para la mayoría de los miembros, las reuniones eran una oportunidad de reunirse, y por tanto las posibilidades de llevar a cabo actividades a gran escala, como cacerías, era altas. Si realmente no había nada planeado para después, éste sería el mejor lugar para reclutar miembros de grupo, así que habían planeado charlar con algunas personas y sugerirles que vengan con ellos.

En respuesta a la pregunta de Peroroncino, Touch Me simplemente dijo “Hmm—” y miró al techo.

“…Bueno, no exactamente. Hay algunas cosas, esto y aquello, que quisiera cambiar, que…”

Momonga y Peroroncino se miraron el uno al otro mientras Touch Me divagaba en murmullos.

Esto era completamente extraño en Touch Me. Él era una persona franca, del tipo que era muy directa con sus palabras y acciones.

Justo cuando Momonga estaba por preguntarle sobre ello, por el rabillo del ojo, vio que la puerta se abría y Bukubukuchagama ingresó a la habitación.

Era la hermana mayor de Peroroncino, y se veía como un slime rosado. Aunque personalmente decía que era linda y grotesca al mismo tiempo, nadie estaba de acuerdo con ella. Todos estaban seguros de que lo decía para ponerlos en una situación difícil y sin fácil retirada.

Momonga, Peroroncino, y luego Touch Me, la saludaron, a lo que ella respondió del mismo modo.

Muchas otras personas habían llegado a la habitación después que Momonga y Peroroncino. Momonga había hecho su mayor esfuerzo por mostrarles emoticones sonrientes cada vez que llegaban, pero cuando estaba absorto en la conversación, se le olvidaba algunas veces. Sin embargo, definitivamente se percataría si se trataba de ella. Después de todo, los slimes rosados llamaban mucho la atención, incluso entre su clan de seres heteromórficos.

El cuerpo de Bukubukuchagama se tambaleaba mientras fluía hacia Momonga y los otros. Tal vez era un slime, pero podía moverse bastante rápido.

Según Bukubukuchagama, era como caminar sobre sus propios pies, aunque con la molestia de llevar una falda larga.

Llegó con Momonga y los otros y se sentó inmediatamente. Aunque el cuerpo de un slime no poseía curvas femeninas, uno podía inferir el lugar en el que debería de haber estado su cintura por la forma en que su cuerpo se había doblado.

“Eh. Parecen estar hablando de algo serio. ¿Qué sucede?”

“No mucho. Sólo discutíamos sobre lo que haremos hoy.”

“Jaja, bueno, justo como dijo mi hermano. Touch-san, ¿Qué haremos luego de la reunión de hoy?”

“Ahora que lo pienso, ya es hora. Todos… oh, esto está muy bien. Todos están aquí.”

Sorprendido por las palabras de Touch Me, Momonga miró alrededor. Vio a otros 27 seres heteromórficos de todo tipo — parecería que todo el clan estaba presente. Esto era algo bastante raro, incluso para una reunión habitual.

Este clan era bastante extraño porque ninguno de sus miembros eran estudiantes, todos eran adultos con trabajo. Como resultado, sus tiempos libres casi no coincidían y difícilmente podía ser considerado un buen gremio. Tener a todos los miembros juntos no era algo común.

“Eh, Yama-chan, buenas noches~”

Bukubukuchagama agitó una mano viscosa, y un feo gigante agitó su mano enorme en respuesta.

“Ah, buenas noches, Bukubukuchagama-san.”

Era la voz de una mujer amable.

Ésta era Yamaiko, la nefilim. A diferencia de los gigantes, que eran un tipo de semi-humano, los nefilim no podían ocultar su fealdad sin importar que tanto intentaran disfrazarse. Era difícil de imaginar que ese cuerpo le pertenecía al único otro miembro femenino del grupo, además de Bukubukuchagama.

En el pasado ella había dicho que era posible que cambiara la raza de su personaje, pero dado que no lo había hecho aún, seguramente lo encontraba extrañamente satisfactorio.

La elegantemente sentada Yamaiko se puso lentamente de pie, y se movió torpemente hacia ellos con paso lento y pesado.

“Yama-chan~, llámame ‘chan’ también~ ¿Si?, ¿qué te parece~?”

“¿Ehh?”

Yamaiko mostró un emoticón de “Oh cielos” mientras lo pensaba. Luego, respondió:

“… ¿Buku*-chan?”
(*Buku y bukubuku puede significar ‘burbujas’ o ‘gordo’, ‘hincharse’)

Bukubukuchagama se congeló. Yamaiko se dio cuenta de que no le gustaba el nombre e intentó otra cosa.

“Entonces, ¿Bukubuku-chan?”

Bukubukuchagama colapsó después de sufrir otro golpe directo, y con una voz apagada y desmoralizada le dijo:

“… Perdón, deja de decir Buku-chan.”

Debido a su trabajo, ella podía ofrecer una actuación realmente convincente cuando se esforzaba. Ésta era la voz de angustia de un alma derrotada.

“Ah… lo siento por eso, Chagama-san.”

“No está mal, pero, hm… no suena lo suficientemente lindo.”

Su hermano menor estaba diciendo algo al estilo de “Pero mira tu apariencia”, pero Momonga y Touch Me permanecieron en silencio.

Sabían que la mejor decisión era no decir nada.

“¡Está bien! Entonces, llámenme Kazecchi.”

“¿Kazecchi? ¿Pensé que querías ‘chan’?”

“Así es~ Yama-chan~”

Una revitalizada Bukubukuchagama se movió con rapidez al lado de Yamaiko.

Al igual que Yamaiko, Momonga y Touch Me no tenían idea de por qué tenían que llamarla Kazecchi, así que miraron a la única persona que podría arrojar algo de luz sobre el asunto.

“Ah, mi hermana mayor… tenía un nombre artístico no tan conocido, Kazeumi Kumi. Sus antiguos fans la llamaban Kazecchi. Aunque cambió su nombre muchas veces, ése era el que le gustaba más.”

“Ya veo…”

A simple vista, el slime rosado parecía estar dando vueltas y vueltas alrededor del nefilim. Aunque podría tratarse de algún tipo de baile, para los que lo veían, esta visión extraña e increíble les recordaba a algún tipo de ceremonia perversa. Por supuesto, era una escena cotidiana en un clan de heteromorfos.

 “Entonces, mis disculpas por interrumpir su diversión, damas, pero ya que todos estamos aquí, deberíamos poder comenzar. O mejor dicho, mientras más rápido comencemos, más rápido terminaremos. Muy bien, chicos, la reunión está por comenzar.

Luego de que Touch Me levantara la voz y se pusiera de pie, todos los demás hicieron lo mismo. Todos se acomodaron alrededor de la mesa, uno por uno, buscando un lugar que les gustara y sentándose.

“Entonces, comenzaremos la reunión. Tengo algunas cosas que quisiera discutir luego con ustedes, así que espero que todos puedan darme algún tiempo. A continuación, ¿alguien ha descubierto algo esta semana? ¿Alguien tiene algo que compartir?”

Se podría decir que estas reuniones eran conferencias para comunicarse. Era un intercambio de información y de solicitudes de ayuda para su verificación organizado semanalmente. Dicho esto, no era fácil obtener información nueva.

De acuerdo al sitio web de los desarrolladores, Yggdrasil era un juego de exploración y por tanto muchas cosas eran un misterio. Era un juego en el que lo único que te indicaban eran los controles antes de arrojarte a sus profundidades. Aunque ya se había recolectado mucha información, la mayor parte de ella se refería a mazmorras y a otros lugares, y era estimado que sólo el 30% del los nueve mundos había sido registrado hasta ahora.

Por ejemplo, estaban los Ítems de Clase Mundial, también conocidos como los ‘jodidos’. Se suponía que había 200 de ellos en total, pero de acuerdo a los desarrolladores, sólo 50 habían sido encontrados. Muchos jugadores habían intentado buscarlos, pero esto era todo lo que habían obtenido.

Como adultos con trabajo, los miembros del clan jugaban en su tiempo libre y no tenían tiempo para hacer investigaciones a fondo. Por lo tanto, usualmente no tenían ninguna información digna de mención.

Sin embargo, hoy era diferente.

“Sí.”

Una mano se elevó en respuesta a la pregunta de Touch Me al clan.

Descrito en una palabra, el que había hablado era un ninja. Vestía el atuendo típico de un ninja, usaba una máscara extraña y llevaba dos espadas en la cintura. Decir que era algo diferente a un ninja sería mentir.

Se trataba de uno de los camaradas más antiguos de Momonga — Nishiki Enrai.

“Nishiki-san. ¿Sucedió algo?”

“Así es, Touch-san. Se trata de un descubrimiento realmente sorprendente.”

Cuando dijo eso, todos dijeron “Ohhhhh” por la curiosidad y emoción que sintieron.

“—He descubierto una mazmorra inexplorada.”

La alegría y curiosidad quedaron ocultas por la sorpresa, y muchos de los miembros del clan hicieron sonidos de asombro aún más grandes.

Todos le hicieron preguntas a Nishiki Enrai. Momonga, Peroroncino y Touch Me no fueron la excepción. Las únicas que no parecían emocionadas eran las chicas, Yamaiko y Bukubukuchagama.


El juego de Yggdrasil estaba compuesto de nueve mundos separados. Cada uno de ellos era ridículamente enorme, y había muchos lugares que eran difíciles de explorar. Por ejemplo, había pantanos gigantes, extensiones verdes de bosque tropical, desiertos abrasadores, y similares. Uno necesitaba equipo especial para adentrarse en las mazmorras de esos lugares, así como una estrategia adecuada y la determinación de perder la vida en el viaje. Aun así, había muchas personas que invertían su tiempo en esos viajes.

Esto se debía a que estas mazmorras difíciles de encontrar contenían monstruos que dejaban caer cristales de datos valiosos. Cualquiera estaría emocionado de encontrar una mazmorra hasta ahora inexplorada. Se podría decir que era una mina de oro.

Adicionalmente, descubrir una mazmorra podía afectar la puntuación global de un gremio. Así que no había nada negativo en ello.


“¿Dónde fue exactamente que la encontraste?”

El que había hecho la pregunta en nombre de los incrédulos miembros del clan no era el líder del clan, Touch Me, sino el hombre que había tomado a un demonio con cabeza de cabra como su avatar, Ulbert Alain Odle.

Él pertenecía a la clase llamada Desastre Mundial. En Yggdrasil, había un número limitado de personas que podían tomarla — porque el requerimiento para obtener niveles en esa clase era matar a su antiguo propietario. Era una clase que se especializaba en magia de destrucción, y él era el hombre con el mayor poder de fuego en el clan.

Antes de abrir la boca, Nishiki Enrai —que estaba tan inexpresivo como el resto del clan— miró de reojo a Touch Me.

“… ¿Conoces el enorme pantano venenoso en las ciénagas de Helheim?”

“¿Te refieres al campamento gigante de los Tuvegs resistentes al veneno? ¿Es ese pantano venenoso?”

“Ése es. La encontré en los pantanos de allí.”

“Sorprendente. ¿Pero cómo lo hiciste? Muchas personas hicieron reconocimiento aéreo, pero ninguno de ellos reportó haber encontrado una mazmorra. He visto sus grabaciones, y no mentían.”

La persona que había hablado con tranquilidad era parte de la élite intelectual del clan, Tabula Smaragdina.

Su temible avatar heteromórfico, que llevaba un equipo que hacía que los que lo vieran pensaran en herramientas de tortura, era el fruto de su arduo trabajo.

“No estamos dudando de ti~”

El hombre que continuó también era parte de los intelectuales del clan, el hombre apodado Zhuge Kongming*, Punitto Moe.
(*También llamado Zhuge Liang, fue un reconocido estratega chino comparado a Sun Tzu.)

Su cuerpo estaba enteramente compuesto de la planta conocida como Enredadera de la Muerte.

“Cuando los Tuvegs avistan intrusos, gritan y alertan a toda la tribu. Por tanto, son oponentes molestos, ya que no puede ser fácil permanecer oculto hasta llegar a la mazmorra.”

“Ah, se encuentra en la profundidad de los pantanos. La encontré mientras buscaba otra cosa, así que no puedo decir qué tan lejos está en línea recta.”

“¿Alguien aquí acompañó a Nishiki-san?”

Todos agitaron la cabeza cuando oyeron la pregunta de Punitto Moe.

“Entonces, ¿comandabas a un grupo enorme de NPCs mercenarios en ese lugar? No, si los llevabas contigo serían descubiertos y abrumados sólo por los números. Es demasiado difícil, y es por eso que otras personas sólo han investigado la zona desde el aire. Bueno, si todos los presentes fuéramos allá entonces no sería un problema, pero supongo que ése no fue el caso. Entonces, ¿cómo la encontraste, Nishiki-san?”

Punitto Moe tocó suavemente su sien con un una enredadera que se veía como un dedo. Debería de haber alguna razón detrás de eso, pero lamentablemente, Momonga no la conocía. Sin embargo, esa forma inquisitiva de hablar no era usual en él.

Aun así, el dramatismo de Punitto Moe fue muy eficaz en diseminar la información a los otros miembros del clan.

“Detective-san, has cometido un error fatal”, el ninja enmascarado declaró con una sonrisa. “Lo único necesario es acercarse sigilosamente a un Tuveg y liberarlo del peso de su cabeza de un solo golpe. De esa forma no alertarás a sus amigos también.”

Punitto Moe pareció quedarse sin palabras.

Éste era el fin del juego de acertijos.

“Así que, ya ves, para mí es un juego de niños matar a alguien desde atrás de un solo golpe. Así fue como me adentré a las profundidades del pantano. Aunque había algunos monstruos parecidos a gusanos que usaban vibraciones para navegar, estoy bastante seguro de que puedo pasar desapercibido de su habilidad de detección.”

“…Nishiki-san, algo ha estado molestándome. Hacer todo eso, incluso para un ninja… ¿cómo construiste tu personaje para poder lograr todas estas cosas raras?”

Punitto Moe dijo esto aturdido, y Nishiki Enrai respondió riendo.

“Ah, ¿no lo sabes? Es un simple ataque sigiloso. Hay un multiplicador de daño por golpear a la gente por la espalda. Mi defensa es basura y moriría si me descubrieran… pero amo esa emoción. Siempre me han gustado los personajes del tipo ‘cañón de cristal’ y de alta velocidad. Podrías decir que es mi construcción soñada. Hablando de ello, Punitto Moe-san, tú también juegas Aberage, ¿cierto? ¿Qué máquina usas? En ese caso también es justo como lo que estaba diciendo.”

El juego del que hablaban era uno que Momonga no jugaba. Se trataba de construir trajes de poder, y luego usarlos para luchar con otros.

“Ah, juego a un tipo equilibrado con una armadura promedio. Mi objetivo es poder enfrentar a cualquiera.”

“Suena justo como algo que tú construirías. Como dije, la mía tiene una armadura de papel, alta velocidad y un gran poder de fuego. Incluso sacrifiqué mi radar, confiando sólo en mis ojos, para poder moverme más rápido.”

“… Eso es bastante extraño.”

“De todas formas, Punitto-san. Mi máquina está entre los rangos superiores, con el título de Violeta.”

Rey Bestia Mekongawa, que estaba sentado al lado de Nishiki Enrai, exclamó de pronto, “¡¿Ehh?! ¿Qué dijiste? ¿No significa eso que estás en la cima de los jugadores de rango superior? ...Yo sólo soy de color Verde. Tal vez debería abandonar Aberage…”

“No, no, por favor no digas eso. Formemos un grupo la próxima vez.”

Se sentía un poco solitario ver a otros miembros de su clan emocionarse sobre cosas de las que él no sabía nada. Justo cuando Momonga se sentía herido, resonaron los sonidos de varias palmadas.

“Muy bien, muy bien, nos hemos desviado del tema. Nishiki-san, háblanos sobre esa mazmorra.”

“Ahh, sí, Touch-san, me disculpo. Entonces, hay una isla en las profundidades del pantano venenoso — o mejor dicho, hay una base en ese lugar, y en medio se encuentra la entrada de la mazmorra.”

Nishiki Enrai dijo que se llamaba la Tumba de Nazarick.

“¿Por qué nadie la ha descubierto antes con un reconocimiento aéreo?”

En respuesta a la pregunta, Punitto Moe respondió:

“Creo que es una mazmorra que sólo puede ser descubierta bajo condiciones especiales.”

Algunas mazmorras sólo podían descubrirse bajo ciertas circunstancias. Por ejemplo, la entrada a una mazmorra en medio de un campo de flores en las profundidades de un bosque sólo podía ser vista bajo la luz de la luna llena. Un ejemplo notable de esto era la Ciudad Congelada en Niflheim, a la que sólo se podía ingresar en medio de una tormenta de nieve.

Aunque ésta era sólo una hipótesis, Tabula Smaragdina continuó:

“¿Tal vez la Gran Tumba de Nazarick sólo se muestra a las personas que han atravesado el pantano a pie? O tal vez sólo es visible a una cierta altitud.”

Luego de algunos “Ya veo” y “Eso podría ser”, Nishiki Enrai continuó hablando.

“Entonces — tengo una sugerencia. ¿Por qué no vamos allá luego de terminar esto?”

La respuesta fue menos intensa que cuando la noticia de que “había una mazmorra sin explorar” había sido anunciada.

Ya que no había sido explorada, no había forma de saber qué peligros estaban esperando. Podría ser una mazmorra muy difícil, lo que podría terminar con la exterminación de todo el grupo. Las mazmorras de Yggdrasil no eran del tipo que indicaban el nivel requerido para los jugadores.

Lo que hizo que todos cambiaran de decisión fue la mujer de la que se decía tenía músculos en lugar de cerebro.

“Es interesante, ¿no lo creen? Ésta es una mazmorra inexplorada, ¿cierto? Deberíamos intentarlo a pesar del nivel de dificultad.”

“Yo también estoy de acuerdo. Si la mazmorra es peligrosa, también ofrecerá una gran recompensa una vez que la completemos. Quiero aprovechar nuestro descubrimiento e intentarlo por ensayo y error para obtener la recompensa por vencer a los monstruos dentro. Las mazmorras desconocidas son molestas. Deberíamos ir y obtener información sobre cómo completarla antes de que otras personas la descubran.”

Había muchos puntos en las palabras de Yamaiko y de Ulbert Alain Odle con los que los demás podían estar de acuerdo.

Momonga también apoyaba la idea.

La primera vez que alguien ingresaba a una mazmorra, había un bono de 10% más cofres de tesoros. También, la primera vez que una mazmorra se completaba, el gran cofre de tesoros podía ofrecer equipos de un nivel de ítem de hasta 10 a 20% más elevado que de costumbre.

Sería lamentable si no pudieran encontrar estos tesoros y dejaban que otras personas lo hicieran. ¿Cómo podían permitir que la mina de oro ante sus ojos fuese saqueada por otros?

“Al parecer esto tiene el apoyo de la mayoría. Entonces, nos dirigiremos a esa mazmorra luego de la reunión. Después de todo, es bastante extraño que todos estemos reunidos en un solo lugar”.

Los gritos de aprobación resonaron en respuesta a Touch Me. Aunque había unos cuantos que se oponían, fueron conmovidos por la pasión de las demás personas emocionadas.

Los miembros del clan reunidos alrededor de la mesa hervían de entusiasmo.

“¿Entonces, hay algo más que alguien quiera compartir?”

No hubo respuesta a la pregunta de Touch Me.

“Bien. Entonces, aunque éste no es el final aún, me gustaría decir algo.”

Touch Me miró alrededor, y luego soltó una bomba.

“En primer lugar, quiero disolver este clan.”

Por un momento, todos quedaron en silencio.

Luego, la habitación fue consumida por la confusión y el pánico. El grito de Momonga vino de las profundidades de su corazón. Aunque era verdad que este clan tenía muy pocos miembros, y que había sido fundado por Touch Me, el clan había llegado a donde estaba ahora por los esfuerzos de todos los presentes. Era muy frustrante si una persona tenía permitido decidir este tipo de cosas por sí sola.

Touch Me levantó la mano, aparentemente para añadir algo más, pero entonces una voz se abrió paso a través del caos.

“Esa persona se fue porque eres un maldito egoísta.”

El aire se congeló.

El que había hablado era Ulbert. Su anterior cortesía había desaparecido; no, sería más apropiado decir que sus sentimientos ocultos finalmente habían alcanzado la superficie. Sus palabras eran sentidas, ya que la persona a la que él era más cercano había dejado el juego.

Los personajes en Yggdrasil no podían mostrar expresiones faciales, pero el rostro de Ulbert parecía estar cubierto de una sobra, como si estuviese retorcido por la rabia.

"Eres un hijo de puta."

“Ulbert-san, has hablado de más.”

Momonga no pudo evitar decir esas palabras. Ulbert se volvió para mirar a Momonga, pero no había enemistad en sus ojos. Sus hombros subían y bajaban, como si estuviese respirando. Entonces, después de sofocar las llamas de su ira, volvió a hablar con una voz tranquila buscando aprobación.

“Momonga-san… Tienes razón. Me excedí. Sin embargo, ¿no crees que está siendo egoísta? Primero hizo que esa persona se marchara, y ahora esto. Si éste es el caso, ¿no debería de habernos disuelto antes?”

El hecho era que Momonga estaba parcialmente de acuerdo con lo que había dicho Ulbert.

Cuando el clan había sido fundado, hubo un gran desacuerdo que llevó a una persona a dejar el juego. El asunto había dejado una gran cicatriz en el corazón de Momonga. Se sentía como una mancha en las gloriosas memorias de un gremio estrechamente unido y en sus queridos amigos.

Aun así, Momonga tenía que reprender Ulbert por esto.

El conflicto entre esas dos personas podría haberse resuelto si cualquiera de ellos hubiera hablado con calma con el otro. Si él dejaba que Ulbert hiciera lo que quisiera, podría ocurrir todo de nuevo.

“Entiendo perfectamente cómo te sientes Ulbert-san, y me quedé muy sorprendido cuando esa persona abandonó el juego. …Esto podría no sonar muy bien, pero yo conocía a esa persona desde antes que tú. Sin embargo, pienso que sería mejor si oyéramos primero a Touch-san. ¿Qué te parece, Touch-san? ¿Podríamos oír todo lo que tengas que decir?”

“Gracias, Momonga-san. Ah… perdón por alarmarlos a todos por escoger mal mis palabras. He estado pensando por un tiempo, ya que nuestros números se han incrementado, que el nombre de nuestro clan ya no es apropiado. Por tanto, planeo disolver el clan y fundarlo nuevamente como un gremio oficial.”

Exclamaciones de “Oh” y similares pudieron oírse a lo largo de la habitación.

A diferencia de un clan, había muchas ventajas en ser un gremio. Por lo tanto, muchas cosas debían decidirse al fundar uno. Esto se debía a que había muchas cosas que una vez decididas no se podían cambiar si se cometía un error.

En particular, había dos cosas que merecían particular atención:

El nombre del gremio y el líder del gremio.

Era debido a estas dos razones que el clan no había sido convertido en un gremio.

La habitación se calmó, y se pudo oír a Ulbert diciendo, “Entonces, él simplemente debió haberlo dicho”. Touch Me vio esto como el momento de alzar la voz.

“… ¿Hay alguna objeción a desbandar este clan y fundarlo nuevamente como un gremio?”

No hubo ninguna. Eso era de esperarse — después de todo, todos estaban emocionados por convertirse en un gremio. Sin embargo, Momonga sintió un poco de soledad.

Esto se debía a que la razón por la que había estado tan absorto en este juego —la razón por la que había trabajado tan duro y formado tantos recuerdos preciosos— el nombre del clan, iba a desaparecer. Por otro lado, nunca había pensado que el nombre pudiera dejar de ser adecuado bajo las circunstancias actuales. Ni siquiera había pensado que otras personas podrían no estar contentas con él.

El nombre del clan era Nine’s Own Goal.*
(*“El Autogol de los Nueve”. En japonés parece que los autogoles antiguamente se llamaban ‘puntos de suicidio (自殺点)’.)

Había sido fundado cuando cazar seres heteromórficos estaba de moda. Se debía a que había un gran número de clases que requerían que los jugadores hicieran PK* a un cierto número de seres heteromórficos para obtenerlas. Por tanto, los jugadores de personajes heteromórficos se ocultaban en los tres mundos en donde tenían la ventaja —Niflheim, Helheim y Muspelheim— y se reusaban a ir a otros mundos. Después de todo, un mundo era tan grande como para jugar en él incluso si no lo dejaban.
(*PK Puede referirse a ‘Player Kill’ —matar/asesinar a un Jugador— y a ‘Player Killer’ —Asesino de Jugadores—)

Sin embargo, Touch Me y los miembros fundadores —incluyendo a Momonga— eran diferentes. Ellos no estaban dispuestos a limitar a sus ambiciones, y valientemente se aventuraron a los otros mundos. ¿Cuántas personas lograron obtener una clase poderosa al hacerles PK a Momonga y a los otros? Nine’s Own Goal era el nombre de auto-desprecio que ellos tenían para su grupo de tontos suicidas que sólo servían para hacer más fuertes a sus enemigos.

Ahora sus números se habían incrementado, y tenían más miembros de los que se podían contar con ambas manos. Además, uno de los miembros fundadores ya no estaba con ellos. Había abandonado el clan y el juego.

Siendo ése el caso, sería lo más natural cambiar el nombre.

Aunque Momonga había llegado a esa conclusión por sí mismo, su corazón le dolía mientras pensaba en su amigo ausente, la persona que había jugado junto a él desde el comienzo, que ya no estaba a su lado.

Mientras Momonga se hundía en sus reflexiones, la conversación continuó a su alrededor. Después de eso, Touch Me inició sus palabras con un “Finalmente”.

“Esta vez, tendré que negarme a la posición de líder del c— no, de líder del gremio. Me siento mal diciendo algo como esto incluso antes de ser elegido, pero espero que todos lo tengan en cuenta.”

Los miembros del clan se miraron los unos a los otros en silencio. ¿Hablaba en serio? ¿Qué quería decir con eso? ¿Y quién podría ser el sucesor de Touch Me? Sus ojos daban a entender las preguntas en sus corazones.

“Entonces, ¿quién será el siguiente líder — el siguiente líder del gremio? ¿Hay alguien que quiera el rol, o hay alguien que quiera recomendar a otro para ese rol?”

Momonga estaba parcialmente de acuerdo con quien fuera que hubiera hecho esa pregunta. Nadie podría reemplazar a un hombre tan sobresaliente. Sentía pena por quienquiera que fuera el siguiente líder.

Touch Me miró todos alrededor, y lo siguiente que dijo dejó estupefacto a Momonga.

“Personalmente, quisiera recomendar a Momonga-san.”

“¡Guehhh!”

Momonga no pudo evitar hacer un ruido extraño.

No podía entender por qué su nombre había sido mencionado en este momento.

Mirando alrededor suyo en busca de ayuda, en lugar de eso encontró un coro de voces diciendo cosas como “No está mal” y “Podemos confiar en Momonga-san”.

Aunque debería ser imposible, no oyó una sola voz en desacuerdo. Esto hizo que se preguntara si había alguna conspiración en marcha.

“¡¿Están hablando en serio?! ¡¿Realmente creen que pueda hacerlo?!”

En respuesta a la exclamación de Momonga, Touch Me hizo una evasiva magnífica, una digna del guerreo más fuerte.

“Bueno, les he revelado esto tan de repente y sin obtener la aprobación de Momonga-san, así que ¿hay alguien más a quien deseen recomendar? ¿Hay alguien que desee ofrecerse de voluntario?”

Nadie respondió a las preguntas de Touch Me.

No era bueno.

Aunque su cuerpo no podía sudar, podía sentir el sudor en su espalda de todos modos. Esta situación era muy común en reuniones empresariales. Si no hacía algo, sería escogido.

Mientras miraba a Touch Me —el guerrero más fuerte que había usado una evasiva para hacerle perder el equilibrio y asestarle un golpe mortal— Momonga decidió consolidar su defensa.

“Oye, oye, oye, oye, vamos, dame un respiro. En serio, dame un respiro, Touch-san. Todo esto es demasiado repentino; ¿no habrá nadie molesto por ello? Estas cosas no se pueden decidir tan rápidamente. Dame un poco de tiempo.”

La persona que respondió a las protestas de Momonga no fue Touch Me, sino Ulbert.

“No lo creo. Personalmente, siento que Momonga-san es un excelente candidato. Él se conecta regularmente, es meticuloso, y no tiene hábitos extraños. Además, es una parte neutral sin preferencias por nadie.”

(¡Et tu Brute—!*)
(*¿Tú también, Bruto? Es la frase latina supuestamente dicha por Cesar al momento de ser asesinado. La cita es usada para expresar la traición de un ser inesperado, como la de un amigo.)

A decir verdad, no era una traición. Era sólo que la recomendación de un compañero que formaba parte de la Alianza Sin Ítems de Pago provocó ruidos de aceptación de todos a su alrededor, así que sintió como si estuviese siendo traicionado. Aunque estaba bastante orgulloso de que nadie se hubiera opuesto a él, éste no era el momento para ese tipo de cosas.

“¡No, espera, espera un minuto! ¡Ulbert-san! Yo, no estoy seguro de poder dirigir a todos tan extraordinariamente como Touch-san. ¿No sería mejor alguien más para esto?”

“Todos aquí te apoyan en ese sentido. No hay nadie en este clan que te negará su ayuda, Momonga-san.”

Touch Me seguía repitiendo, “Está bien, está bien”.

Momonga miró alrededor, y todos a los que vio, estaban asintiendo.

Éste era un nivel de ansiedad que Momonga nunca antes había experimentado en su vida.

¿Cómo podría ser el Líder del Gremio? Había muchas razones en contra. Además, ¿cómo podría alguien como él sustituir a un hombre como Touch Me?

Mientras Momonga pensaba sobre cómo negarse a su nominación, una nueva ventana apareció en una esquina de su visión. Había recibido tres correos electrónicos de tres personas. Toda comunicación que no se hacía a través de un hechizo del juego pertenecía al dominio de los ítems de pago, por lo que parecía que estos e-mails eran muy importantes.

Sus manos se movieron bajo la mesa, y abrió los correos.

Momonga estaba sorprendido de ver que eran de tres diferentes remitentes, pero si lo pensaba con calma, parecería que los tres correos habían sido enviados casi al mismo tiempo.

Los tres remitentes eran Punitto Moe, Tabula Smaragdina y Bellriver.

Rápidamente los revisó mientras los otros discutían con entusiasmo sobre el nuevo Líder del Gremio. Aunque estaban escritos de forma diferente, todos decían lo mismo.

Si alguien que no sea Momonga se convertía en el Líder del Gremio, el gremio —en otras palabras, este clan— seguramente se desintegraría. Por lo tanto, querían unirse a un gremio diferente junto a Momonga.

Éste era el porqué Momonga tenía que ser el Líder del Gremio.

Estaba claro que los tres estaban seguros de que el gremio se desintegraría, pero al mismo tiempo tenían opiniones diferentes. La principal diferencia era hacia qué lado se inclinaban.

Ya que jugaban el juego por placer y entretenimiento, si buscaban cosas diferentes una separación sería natural. Y por otro lado, ya que fue difícil reunir a todos estos diversos miembros, mantenerlos juntos a todos para que pudieran divertirse en conjunto sería la acción correcta.

Personalmente, Momonga quería que el resultado fuese este último.

Ya que estas tres personas que le habían enviado los correos eran personas inteligentes o informadas, lo más probable era que había algún motivo oculto detrás de sus acciones. Sin embargo, estos no tenían nada que ver con Momonga.

Al final, la elección dependía de él.

Momonga buscó en su alma.

La conclusión era muy simple.

Éste era un juego. Una persona ya se había marchado, y podría llegar el día en el que todos los demás también hicieran lo mismo porque el mundo real era más importante que un juego. Pero no sería este día. Además, Momonga quería seguir jugando junto a estas personas.

Por tanto, sólo había una respuesta.

Por supuesto, Momonga estaba preocupado, y se preguntaba, “¿Está realmente bien si soy yo?” Estaba inquieto acerca de si podría traerles problemas a todos, y tenía miedo de que no pudiera encargarse de las muchas cosas que podrían pasar en el futuro.

Incluso así — aunque seguía un poco indeciso, ya había tomado su decisión.

“Lo entiendo. Si no hay nadie más, entonces asumiré el papel.”

Todos volvieron los ojos hacia él. Bueno, algunas personas no tenían rostros, así que era más darse la vuelta en dirección a él. Aún así, Momonga pudo sentir el peso de sus miradas sobre sí mismo, y de pronto se encontraba muy consciente del dicho de que había poder en las miradas.

Aplastado por la súbita presión, Momonga pensó en echarse atrás, pero las palabras que salieron de su boca fueron completamente diferentes a las de su cerebro.

“Por, por supuesto, eso es si todos están dispuestos a ayudarme.”

Sin una sola palabra, los miembros del clan ya habían tomado la decisión de ayudar a Momonga.

Si ése es el caso — Momonga mando al diablo su determinación y se levantó de su asiento.

“Entonces… aunque no soy muy confiable y podría causarles problemas, tomaré la posición de Líder del Gremio. Trabajemos juntos en el futuro.”

Momonga se inclinó ante un estruendoso aplauso.

“Entonces, como futuro Líder del Gremio, pondré manos a la obra. ¿Qué hay sobre el nombre de nuestro gremio? ¿Debería pensar en uno?”

El aire se llenó de barullo luego de la última sugerencia de Momonga. ¿Era ésta una señal de su disconformidad?

Los personajes de Yggdrasil no tenían expresiones faciales, pero él sintió que había líneas negras sobre los rostros de todos. Las sentía más pesadas que sus miradas.

“No, no es necesario, no te preocupes sobre eso, creo—”

Bukubukuchagama habló, y sus palabras alejaron las nubes tóxicas que colgaban en el aire.

Fueron seguidas por varias voces de aprobación. Aunque intentaban ocultarlo, todas sonaban bastante asustadas.

Momonga no podía imaginar por qué se sentían de esa forma, y justo en ese momento se dio cuenta de que su amigo levantaba nerviosamente la mano.

“Adelante, Peroroncino-san.”

“… Me gustaría saber, sólo para tantear el terreno, como una hipótesis, para comparación… pero ¿qué tipo de nombre escogerías para el gremio, Momonga-san?”

Momonga estrujó su cerebro cuando oyó la pregunta.

“En este momento, no tengo nada en mente.”

“Bueno, cualquier cosa servirá.”

¿Por qué insistían tanto en esto? Mientras estos pensamientos recorrían su mente, Momonga comenzó a pensar en un buen nombre.

“¿Qué tal Zoológico Heteromórfico?”

Eso parecía un nombre decente. Alguien debía haberlo dicho en un murmullo de algún lado.

“Zoológico Heteromórfico, eh. Es sorprendentemente bueno, y encaja con nuestra imagen. Es sólo que… bueno, nos hace sonar como poca cosa.”

“Suena un poco exótico, pero no está mal… Aunque en verdad suena como una de esas organizaciones de aparición breve que encontrarías en un manga. Ya sabes, en torneos.”

“Se siente como el tipo de equipo que aparece en la lista de luchadores de un torneo, pero que termina perdiendo antes de tener la oportunidad de luchar. Eso es lo que yo haría para que los lectores pensaran que son fuertes, y luego haría que perdieran en el siguiente panel.”

“Como que me gusta, aunque, tiene una agradable sensación de maldad en él.”

“Personalmente pienso que nos hace sonar como mobs basura, así que no me gusta. Ah, lo siento, Momonga-san.”

Yamaiko estaba murmurando para sí misma entre el grupo de gente discutiendo en la cercanías.

“Aún así, siento que es un desperdicio abandonar completamente el nombre actual de nuestro clan. Sería bueno si pudiéramos escoger un nuevo nombre que tuviera alguna relación con el antiguo.”

La habitación se cubrió de silencio, seguido de voces estando de acuerdo con Yamaiko.

Momonga podía aceptar esa sugerencia — aunque probablemente ella no había tenido la intención de hacer una. Cerrar los ojos le trajo a la mente los momentos agradables que pasó con los miembros de su clan. Consideró que esos recuerdos inolvidables desaparecerían con ese nombre, y lo odiaba.

“Nine’s Own Goal. ¿Nueve personas suicidas? ¿Hay algo relacionado a esto—?”

“Si ése es el caso, ¿Qué tal Caballeros Templarios? Después de todo, Touch-san es casi como Hugo de Payns*. Bueno… aunque nos falta una persona.”
(*Primer maestre y fundador de los Caballeros Templarios.)

Aunque no tenía idea de qué estaba hablando Tabula Smaragdina, Momonga sintió que debía estar relacionado a algún conocimiento de ocultismo. Después de todo, Tabula era muy versado en las tradiciones ocultistas. Había demasiadas cosas de las que Momonga no sabía nada.

“Caballeros Templarios ni siquiera tiene una N en común con Nine’s Own Goal.”

“Tabula Smaragdina-san siempre está pensando en cosas que no podemos entender.”

“Ah, sí, lo siento.”

“¿Qué tal algo sobre béisbol? Un equipo de béisbol necesita nueve personas.”

“Incluso el fútbol está dejando de ser popular. Además, deberían recordar que la razón por la que estamos discutiendo esto es porque ya no somos solamente nueve personas. Deberían pensar en algo que no tenga nada que ver con el número nueve.”

El nefilim Guerrero Takemikazuchi no tomó parte en el diálogo. En lugar de eso, se sumió en sus pensamientos, garabateando algunas cosas en su PDA*, y luego habló.
(*Asistente Digital Personal)

“Si queremos usar el sonido ん(N)… ¿qué les parece Ainz? Nine’s comienza con la letra N, y en Hiragana*, N es ん, la letra final. Así que si usamos una A, que es la letra inicial, para sustituir la N, obtenemos Ainz.”
(*Hiragana es uno de los sistemas de escritura japonesa. En la versión en japonés, Nine’s lo escriben ‘Na-i-n-zu’ ナインズ y Ainz lo escriben ‘A-i-n-zu’ アインズ)

“No está mal. ¿Entonces representa el final de nuestro clan actual, y un nuevo comienzo en la forma de ‘Ainz’?”

“Se siente algo forzado, pero definitivamente es la mejor sugerencia hasta ahora. …Ainz… suena como Ains, ¿cierto? ¿Qué tal si lo dejamos en Ainz?”

“Ambas están bien, ¿no? No es un gran problema. En lugar de pensar sobre ello, deberíamos buscar la forma de usar Own y Goal.”

“Si estamos de acuerdo con eso”, comenzó Punitto Moe. “¿Qué tal Ooal Gown? Hagamos que Own Goal se convierta en Ooal Gown.”

“¡Ohh! Es perfecto… ¿hm? Hay una O extra, ¿de dónde salió? Sin ella, ¿sería Gwn? ¿Ainz Ooal Gwn? ¿Hm?”

“Bueno, no siempre tienes la oportunidad de jugar con anagramas.”

“Antes de eso, Ooal se pronuncia oo-ul, ¿correcto?”

“Así es. Después de todo se parece a la palabra ‘ooze’* que tiene que ver con los slimes.”
(*Líquido viscoso.)

Fue Herohero, el slime, quien enfatizó eso.

“Usando N, W y G. Norte, oeste… desaparecido*.”
(*Está usando palabras en inglés, North, West y Gone.)

Aunque el tema se había desplazado completamente a hacer anagramas con el nombre, las voces lentamente se hicieron más bajas, como si se hubieran cansado.

En medio del acalorado debate, Momonga sintió que probablemente no habría una mejor idea. Consideró cuidadosamente la sugerencia y luego de asegurarse de que no hubiera otras, miró a los miembros e hizo clara su decisión.

“Entonces, combinaremos la sugerencias de Takemikazuchi-san y Punitto Moe-san para formar el nombre del nuevo gremio. ¿Alguien está en desacuerdo?”

“Nop~”

Todos secundaron la declaración de Bukubukuchagama.

Si ése era el caso—

“¡Entonces, el nombre de nuestro nuevo gremio es Zoológico Heteromórfico!”

En ese instante, los sonidos de las risas y las bromas llegaron a oídos de Momonga. Él mostró ambas palmas para indicar que lo entendía, y luego tosió.

“Bueno, fue una broma tonta. Así que — ¿nos decidimos por Ainz Ooal Gown?”

Los miembros del clan estuvieron de acuerdo en una sola voz.

“Entonces, ¿quién tomará la misión de la creación del gremio? ¿Hay alguien dispuesto a ayudar? Si están ocupados, yo lo haré lentamente en mi tiempo libre.”

Se necesitaba llevar a cabo una misión cuando se trataba de registrar un gremio. Había ocho tipos de misiones para escoger, pero sólo una debía ser completada a la perfección. Momonga se preguntaba cuál de éstas sería la más simple.

Y entonces, no hubo necesidad de ello.

“Está bien, Momonga-san. El hecho es que, ya completé la misión y traje de vuelta el ítem, así que podemos usarlo.”

Fue Touch Me quien dijo eso.

“¿Podemos?”

“Por supuesto. Renuncié a medio camino — esto es lo menos que puedo hacer.”

Momonga tomó un pergamino de Touch Me.

Cuando lo desenrolló, se abrió una nueva ventana en su campo de visión.

Era un formulario de solicitud para el establecimiento de un gremio.

Si seguía las instrucciones e ingresaba la información pertinente, podría fundar un gremio.

“Entonces, voy a disolver el clan.”

Una música sombría y lúgubre vino desde donde estaba Touch Me.

Luego de un minuto de música, el mensaje de la disolución del clan que apareció, les informó a todos que el pedido de Touch Me había sido completado. Momonga aceptó la disolución con el teclado que flotaba sobre su consola y presionó Aceptar.

En ese momento, resonó un breve estallido de fanfarreas.

“¡Todos! Ya creé el gremio. A continuación, enviaré las invitaciones. Estén pendientes.”

Luego de crear suficientes pergaminos de invitación a Ainz Ooal Gown para todos, los envió. Esto fue seguido poco después por mensajes apareciendo frente a todos.

Momonga pensó que era bastante divertido cómo todos abrían los pergaminos e ingresaban caracteres de la misma forma.

Una campana sonaba continuamente mientras el número de miembros del gremio seguía incrementándose. Al final, todos los miembros de Nine’s Own Goal estaban ahora en Ainz Ooal Gown.

Por lo tanto, el clan del pasado se había desvanecido, y un nuevo gremio había nacido.

Su ventana de estado indicaba que el territorio que le pertenecía al clan llamado Nine’s Own Goal había sido transferido al gremio llamado Ainz Ooal Gown.

No era mucho en el gran esquema de las cosas.

En Yggdrasil los nuevos gremios aparecían al mismo ritmo que los antiguos desaparecían. Sin embargo, había una extraña sensación en el corazón de Momonga.

Esto se debía a que había sido salvado de que le hicieran PK por Touch Me cuando había comenzado a jugar. Había sido invitado a Nine’s Own Goal y había aprendido cuán divertido podía ser el juego. Luego, cuando sus miembros habían aumentado, había disfrutado jugando junto a sus nuevos amigos.

Y ahora, el clan que era la fuente de mucha de su alegría, había desaparecido.

Sin embargo, la soledad que sintió desapareció en un instante.

Esto debido a que el gremio recién fundado lo continuaría todo.

Ciertamente, éste no era un final, sino un comienzo. Sin embargo, no era sólo felicidad lo que sentía.

Una pesada carga le oprimía la espalda.

Hasta ahora, había estado lo suficientemente feliz jugando y ayudando a sus compañeros del clan. Pero ahora, como Líder del Gremio, tenía que ayudar a que todos se divirtieran.

Mientras veía a todos hablando sobre lo que harían después, Momonga sintió la aplastante tensión que le provocaba su sentido del deber. Tomó una bocanada de aire, y luego se puso de pie.

A juzgar por los movimientos del nuevo Líder del Gremio, probablemente tenía algo que decir, así que todos se callaron inmediatamente.

En medio de este silencio, Momonga explicó lo que estaba pensando.

“Entonces, para nuestra primera actividad de gremio como Ainz Ooal Gown, planeo conquistar esa mazmorra en el pantano que Nishiki-san acaba de encontrar.”

Respuestas de “Suena bien” vinieron de todos lados a su alrededor. En medio de este ambiente de entusiasmo, Momonga tragó saliva, y luchó con la tensión zumbando en su interior.

Podría ser catalogado como un fracaso de Líder de Gremio debido a lo que iba a decir a continuación.

Pero antes de que Momonga pudiera hablar, alguien le preguntó:

“Líder del Gremio, tengo una pregunta. Ya que es una mazmorra desconocida, primero deberíamos hacer solamente un reconocimiento. ¿Cuándo trataremos de completar la mazmorra en serio? Podría ser necesario cambiar nuestro equipo y preparativos dependiendo de eso.”

Era una pregunta enviada del cielo.

Éste era el último punto para tomar una decisión. Si quería detenerse, debía hacerlo ahora. Sin embargo, Momonga se comprometió con su decisión.

“No. En realidad, tengo una idea.” Momonga tosió, y levantó la voz. “Todos, escúchenme.”

La tensión flotaba pesada en el aire, ya que Momonga había levantado la voz.

Suprimiendo la aplastante presión de huir que le hacía querer vomitar, Momonga hizo su declaración.

“Por favor escúchenme. Tenía la esperanza de completar la mazmorra inexplorada del pantano en un solo intento.”

Conmoción.

Hubo una conmoción. Era algo natural.

Momonga sabía muy bien cuán temerarias habían sido sus palabras.

Las mazmorras inexploradas tenían monstruos desconocidos esperando en ellas, y no había indicación en cuanto a las trampas que estarían presentes.

Por lo tanto, usualmente tenían que montar múltiples ataques a una mazmorra. De esta forma podrían identificar efectivamente las formas de acabar con los monstruos y el camino más corto al corazón de la mazmorra, así como alguna forma de derrotar al jefe. No, usualmente una mazmorra no podía completarse sin usar este método.

“Sin embargo, eso debería ser imposible. No sabemos el nivel ideal para completar esa mazmorra, y tratar de completarla a ciegas será muy difícil, incluso si es una mazmorra que requiriera un nivel bajo.”

La persona que había dicho eso era Bellriver, un caballero mágico heteromórfico que se veía como una masa de carne cubierta de bocas.

Varios otros también comenzaron a expresar su oposición, apoyando la conclusión sensata de Bellriver.

Naturalmente, Momonga entendía cómo se sentían.

Sin embargo, quería seguir adelante.

Era natural el fruncir el ceño sobre el uso de la mazmorra para celebrar la fundación de Ainz Ooal Gown. Una actividad más simple hubiera sido una opción más sensata para dejar buenos recuerdos y reforzar sus lazos.

Si ellos fallaban aquí, sería un mal comienzo.

Sin embargo, las grandes dificultades también dejaban atrás fuertes recuerdos. El razonamiento de Momonga era que el esfuerzo uniría al gremio, de manera muy similar a como los enemigos podrían volverse aliados en situaciones desesperadas.

Momonga tenía la premonición de que si no los unía ahora, el gremio se desintegraría por sí solo tarde o temprano. La posibilidad de que sucediera era bastante alta, justo como había visto en los correos que tres de los más listos en el gremio le habían mandado. La única razón por la que no había sucedido hasta ahora se debía a Touch Me, y también al sentimiento de camaradería por el clan Nine’s Own Goal, por el cual habían luchado hasta ahora.

Justo en este momento, los lazos entre ellos estaban debilitados. Por lo tanto, Momonga tenía que unirlos de nuevo, incluso si eso significaba hacer uso de su posición como Líder del Gremio para forzarlos a ello.

Como era de esperarse, había personas que se oponían fuertemente a la inusual e impaciente propuesta de Momonga. Un conteo silencioso reveló que cerca de un tercio de ellos se oponían a esto.

Podía entender completamente su negativa.

Ellos sentían que los beneficios eran demasiado pocos en comparación a las penalidades de la muerte de todos en el grupo.

Morir significaba dos tipos de pérdidas.

La primera era la perdida de XP* y una consiguiente pérdida de niveles, aunque eso dependía de la manera en que eran resucitados.
(*Puntos de Experiencia)

Éste no era un gran problema en Yggdrasil, porque el XP podía ser ganado fácilmente, a diferencia de otros juegos. Incluso si los niveles de uno caían por un tiempo, la pérdida podría ser rápidamente recuperada.

Lo que todos odiaban era el segundo tipo de pérdida, que era la pérdida aleatoria de un ítem equipado.

Las armas y las armaduras en Yggdrasil eran hechas al insertar cristales de datos en un ítem. Muy pocas personas podrían permanecer calmadas luego de perder una pieza personalizada de equipo.

Si la expedición a una mazmorra era muy difícil, uno podría perder una o más piezas de equipo. Debido a ello, normalmente las personas se equipaban con ítems de segunda clase, del tipo que no les importaría perder. Sin embargo, los jugadores no podían completar una mazmorra en el primer intento con cosas de segunda, así que tenían que usar sus mejores equipos. Adicionalmente, los desarrolladores diseñaron el juego para que las piezas de equipo más valiosas cayeran primero, lo que significaba que las posibilidades de que un ítem que fuera integral para la estrategia de un jugador cayera primero eran bastante más altas.

Era por eso que se sentían incómodos sobre esto.

Justo cuando la incomodidad estaba a punto de contagiarse a los otros dos tercios del gremio—

“Hagámoslo. ¿No creen que será divertido?” Dijo Guerrero Takemikazuchi.

“Bueno, no voy a decir que Touch-san estaba equivocado o que es cobarde, pero las incursiones a las mazmorras que él planeaba no eran muy emocionantes. Sigo queriendo tomar parte de esta expedición de tontos y dar golpes por todos lados como un idiota. Momonga-san, eres el mejor. Sabía que elegirte como Líder del Gremio era la decisión correcta.”

“Si todos morimos, entonces realmente quedaremos como tontos.”

Punitto Moe no se había expresado en contra hasta ahora. Tan pronto como terminó de hablar, Guerrero Takemikazuchi rió.

“Es un juego. Un juego. Que muera todo el grupo sólo es parte de la diversión. Después de todo, Nine’s Own Goal fue un clan fundado por tontos. ¿Por qué crees que se le puso ese nombre al clan? ¿No hicimos todos cosas tontas en el pasado? Los humanoides se burlaban de nosotros, mientras que los otros jugadores heteromórficos nos odiaban por hacer cosas innecesarias. Sólo nos volvimos más respetables luego de incrementar nuestros números. En realidad, no, ¿recuerdan cómo nos robaron el ítem de Clase Mundial que encontramos? Y lo diré de nuevo, Touch Me no cometió ningún error. Pero… pero sigo queriendo perder el tiempo como tonto nuevamente.”

En el silencio, un camarada que había estado con ellos desde que Nine’s Own Goal había sido fundado —Ancient One— habló.

“… Estoy de acuerdo con los sentimientos de Take-yan*. ¿No creen que es genial? Comenzaremos nuestro gremio con un estallido. Después de todo, ¿no fueron estos mismos tontos lo que obtuvieron ese ítem de Clase Mundial en primer lugar? O por qué no lo ven desde el punto de vista de lo básico. Este juego fue hecho para que los jugadores se arrojen a sí mismos al peligro. Con eso en mente, ¿no es algo bueno completar una mazmorra? Convirtámonos en un gremio que hace ese tipo de cosas.”
(*Yan es un sufijo parecido a chan.)

“¿Y qué hay sobre el equipo que perderemos? No quiero tener que depender de ítems de pago…”

“Ah, eso es cierto. La preocupación de Bellriver está bien fundada. Después de todo, la pérdida de ítems es una pesadilla para nosotros que hemos sido las presas de los PKs. También hay personas presentes tratando de suprimir su rabia hacia esa injusticia.”

Guerrero Takemikazuchi miró fijamente la katana que sostenía.

“Bueno, me molestaré si pierdo a este amigo. Sin embargo, todo lo que necesito es crear una espada aún más fuerte, ¿cierto? Ya que no lo sé todo sobre este juego, no puedo decir que el equipo que poseo sea el más fuerte. Mientras más aprenda, mejor será el arma que podré crear. Lo mismo aplica a mi Mk 6. La subí de nivel desde su estado Mk 1. Mm. Si creara la katana más fuerte, la llamaría Cero o Final o Vacío o algo así.”

Guerrero Takemikazuchi se rascó la cabeza. No estaba cansado, sólo confundido por lo que acababa de decir.

“Ah — ¿qué estaba diciendo? El equipo no es más que equipo. ¿No piensan que sería demasiado triste si nos negáramos el mundo a nosotros mismos —nuestro disfrute del juego— por estar demasiado temerosos de perderlos?”

“Creo que todos disfrutan del juego a su propia manera, y forzar el punto de vista de uno a los demás está mal.”

“Uwah, no pensé que Momonga-san diría eso. Un camarada me ha disparado por la espalda.”

Luego de disculparse con Guerrero Takemikazuchi, Momonga miró a los miembros del gremio y dijo:

“Hablando con franqueza, la idea de completar una mazmorra desconocida en el primer intento es mi propia idea obstinada. Y ustedes están en lo correcto al preguntarse, ‘¿Este reto vale el riesgo de perder el equipo que creamos invirtiendo nuestro tiempo y esfuerzo?’ Bellriver tiene razón. Soy yo el que está equivocado. Sin embargo, sigo creyendo que deberíamos hacerlo. Siento que los miembros de nuestro gremio son personas que harán que un idiota sea su líder, y cuando ese idiota les pida hacer algo tonto, se reirán y se harán cargo inmediatamente. ¿Pueden ayudarme con la tontería que dije? Por favor.”

Momonga agachó la cabeza ligeramente.

Varios segundos después, llegó la primera respuesta.

“Bueno, ya que es un pedido de mi camarada Momonga, estaré contento de ayudar.”

Era la voz de Ulbert.

“Como Líder del Gremio, pondría la seguridad primero… pero como jugador quiero pasarla bien.”

Luego de él estuvo Touch Me.

“Estaba planeando hacer esto desde el comienzo. Sólo me quedé en silencio porque Takemikazuchi lo dijo primero.”

“Como miembro del gremio, tengo que apoyar al nuevo Líder, ya sabes.”

Los hermanos Peroroncino y Bukubukuchagama dieron a conocer su opinión. Ahora, era el turno de Bellriver.

“No estoy muy seguro de esto, pero ya que Momonga dijo eso, tomaré parte. Aunque quisiera que quedara registro de que me opuse a ello.”

Aunque sus palabras sonaban como las un niño molesto, la aprobación de Bellriver inició un incendio, y los que se oponían a la idea cambiaron de opinión uno a uno.

“Gracias”, Momonga agachó la cabeza, “¡Entonces, nuestro siguiente objetivo es derrotar al jefe en las profundidades de esta mazmorra desconocida!”

“¡Oh!” los miembros reunidos respondieron con calurosos gritos.

♦ ♦ ♦

Había 27 personas reunidas en el lugar.

En Yggdrasil, los grupos estaban compuestos de seis personas, y una banda podía tener un máximo de 5 grupos.

A juzgar por el número actual de miembros, había tres espacios libres.

Ya que tener a tres personas faltantes era una gran brecha en las capacidades de un grupo, la intención era llenar esos lugares con NPCs mercenarios.

Algo bueno sobre los NPCs mercenarios era que podían permitir que un solo jugador formase un grupo, pero su IA no era tan buena, y su habilidad de combate era incluso más baja que la de un personaje mediocre del mismo nivel. Debido a eso, cuando hacían grupos con NPCs, las personas que no eran lo suficientemente buenas eran obstaculizadas cuando se encontraban en mazmorras difíciles.

Momonga estaba pensando sobre quién sería la persona adecuada para dirigir a los NPCs.

Era una elección entre el poder de combate de Touch Me o la astucia de Punitto Moe. Mientras lo pensaba, se dio cuenta que de que había cometido un error fundamental.

En lugar de encargarle toda la misión a un solo grupo, debería de dividirla entre los dos.

“Ah, mis disculpas. Punitto-san, Touch-san, tengo algo que pedirles.”

Ambos eran los jugadores fuertes más confiables entre todos los presentes.

Touch Me poseía poder de combate mientras que Punitto Moe tenía habilidad de mando. Probablemente ambos podían hacer buen uso de los NPCs mercenarios.

“Ahh, Momonga-san. Tengo una sugerencia que hacer. ¿Podrías venir aquí un momento?”

Momonga no tenía razón para rechazar el pedido de Punitto Moe.

Los dos fueron a una esquina de la habitación.

“Mi sugerencia es que deberías colocar centinelas a la entrada de la mazmorra.”

Los centinelas eran un grupo que sería usado para hacer guardia en la entrada de la mazmorra, estando alertas contra cualquier persona que se acercara, y dependiendo de las circunstancias, eliminarían a cualquier intruso.

Momonga suspiró y lo rechazó. Ésta era una actividad de grupo, y todos juntos debían completar la mazmorra. No quería dejar a ninguno de sus compañeros en la puerta.

“No, no voy a ceder en esto. No quiero ser aplastado.”

“Aplastamiento” era el nombre que Punitto Moe le daba a un método de PK que involucraba atacar por detrás a un grupo de jugadores que acababan de adentrarse en una mazmorra. Una vez que sus oponentes eran forzados a las profundidades de la mazmorra, no tendrían forma de enfrentarse a los monstruos de la mazmorra y a la vez a los PKs atacándolos desde atrás. Era un tipo de movimiento de pinza.

Aunque era una táctica de PK que él había usado con gran éxito, probablemente estaba haciendo esa sugerencia porque sabía cuán potente podía ser.

Sin embargo—

“—¿No crees que estás siendo un poco paranoico? Nadie más sabe sobre esta mazmorra, ¿correcto?”

Punitto Moe derrotó la respuesta de Momonga con un “Ingenuo”.

“No sabremos nada sobre la situación hasta que estemos allá. Por lo que sabemos, podría ser una trampa o algún tipo de coto de caza.”

“Bueno, dicho eso… ¿no podemos usar el ícono que aparecerá cuando nos acerquemos para saber si la mazmorra ha sido explorada antes? No hay forma de maquillar eso, así que debería estar bien, ¿no?”

“Eso también es ingenuo, Momonga-san. No explorado y no descubierto son similares, pero diferentes. Si fuera yo, me quedaría alrededor de un paso antes de que la mazmorra sea marcada como descubierta, así que cualquier otra persona que la descubra —esto sólo es una hipótesis, por supuesto— se acercará con la guardia baja.”

“Punitto-san, eres una persona temible. Eres la persona más temible en este clan, no, en este gremio. Pero tienes razón, es bueno ser cuidadoso sobre esto.”

“El más temible, eh. No soy tan cauteloso sino cobarde.”

“Pero no creo que seas cobarde. Después de todo, esa vez—”

“¡Oh! Momonga-san por favor no menciones eso. Bueno, dejemos eso de lado por ahora. Estoy completamente consciente de los peligros de dividir nuestro poder de combate, pero después de todo, ésta es nuestra primera actividad en grupo como gremio. No quisiéramos fallar debido a un pequeño error tonto, ¿no?”

“Bueno, eso es verdad…”

“Durante esta empresa, el peor escenario es que nos hagan PK. Momonga-san, entiendo que quieras que todos nos adentremos juntos en la mazmorra. Sin embargo, dejar a alguien en la entrada es una parte importante de nuestro plan. Después de todo, no quieres ser aniquilado, sino completar totalmente la mazmorra, ¿correcto?”

“Por supuesto.”

“Entonces deberías entenderlo.” Momonga no tenía nada que decir frente a las palabras de Punitto Moe.

A pesar de que todavía estaba intentando aceptar esta propuesta, a un nivel intelectual, ya había llegado a la conclusión de que era la alternativa correcta.

Sería una carga para el grupo si se dejaba dominar por sus emociones. El camarada ante él sabía que el Líder del Gremio debía de haberse puesto freno a sí mismo, sin embargo optó por ayudar y contribuir con su sabiduría a esta tarea. Momonga lamentó profundamente como había molestado a todos con la difícil tarea de completar una mazmorra desconocida.

Un Líder de Gremio debería actuar racionalmente. No tenía idea de lo que había estado haciendo en medio de su emoción.

Recordó la soledad que sintió cuando uno de sus camaradas se marchó, y entonces asintió hacia Punitto Moe.

“Lo entiendo. Luego se los diré a todos.”

“Cuento contigo.”

Momonga ya tenía a varios candidatos en mente para la retaguardia. Como era de esperarse, este tipo de cosas era mejor dejarlas a los miembros de las clases artesanas.

“Ah, por favor di que yo lo sugerí.”

Momonga no tenía idea de qué se trataba eso, pero estuvo de acuerdo de todos modos.

“¿Eh? Está bien. Lo entiendo. Sin embargo, esto es justo como dijo Punitto Moe-san. No pensé en PKs o cosas así.”

“Bueno, hacer PK es bastante popular en este juego. La mayoría de juegos no dejarían que el PK llegara tan lejos, ni promoverían el hacer PK en absoluto.”

“¿Es así? Nunca he jugado otros juego, así que no estoy seguro sobre eso.”

“Ah, entonces ¿por qué no intentar un nuevo juego juntos? Hay uno que me gustaría probar.”

“Hm, aunque no es una mala idea, ¿no deberíamos dominar Yggdrasil primero?”

“¿Realmente puedes dominar este juego? No, tal vez puedas lograrlo… luego de muchos años.”

Una de las cosas que los desarrolladores de Yggdrasil habían olvidado era hacer que el juego fuese amigable para el usuario. El mismo hecho de que existiera esa broma, resaltaba qué tan poca información había en el juego. Además, había una montaña de cosas que no podían ser verificadas sobre el juego a pesar de los mejores esfuerzos de los jugadores. Incluso luego de varios años, no era extraño que aún hubiera muchas cosas desconocidas sobre el juego.

¿Qué tipo de lunático dominaría este juego?, Punitto Moe rió.

“Entonces, necesitaré impartirte las tácticas de PK que inventé, Momonga-san. También estoy pensando en escribir un libro llamado ‘PK para Principiantes’.”

“¿En el exterior?”

El exterior — en otras palabras, el mundo real.

“No, no, ¿cómo podría? Quiero decir dentro, en este mundo.”

En Yggdrasil, se podía almacenar un manuscrito en forma de libro y leerlo como si fuera un libro en el mundo real.

Había personas en el juego que ponían obras cuyos derechos de autor habían expirado dentro de libros, y los vendían a bajo precio.

“Ya veo. Entonces, ¿me permitirás ver ese manual tuyo una vez que lo hayas terminado? Las lecciones sobre cómo atacar serán útiles también en la defensa.”

“Naturalmente. Cuando llegue el momento, por favor, cómo no.”

“¡Estaré esperándolo! Jejeje. Me aseguraré de copiarlo y transmitirlo.”

“¡Momonga-san, ¿qué estás diciendo?!”

Luego de su vergonzoso exabrupto, Punitto Moe se hundió en una profunda reflexión, y habló en voz baja con Momonga.

“… ¿Es eso realmente lo correcto? Si muchas personas se enteran, entonces perderás toda tu ventaja, Momonga-san. No hay necesidad de compartir el conocimiento con todos. Sólo unos cuantos elegidos necesitan saberlo. El conocimiento es valioso debido a su rareza. Cuando lo difundes, se vuelve inútil.”

“Ahora que lo pienso, es verdad.”

“¡Así es! Momonga-san eres mi amigo, y también mi Líder de Gremio. Es por eso que te estoy enseñando.”

“Aparte de eso, ¿una segunda razón para ello es el querer ocultar tu historia oscura porque es demasiado vergonzosa?”

“Creo que por lo general es así. Es como cuando te gusta una canción y la grabas para un álbum o algo, y entonces cuando la oyes varios años después quieres matarte.”

Ese era un grito de desesperación. Sin embargo, el rostro de Punitto Moe permaneció sin cambios.

Este era un inconveniente de Yggdrasil.

Sería más interesante si su expresión pudiera cambiar con sus palabras.

Mientras pensaba en ello, también se dio cuenda de que era imposible.

No sería difícil para los jugadores humanoides, pero escribir macros* para mover los rostros de semi-humanos y de seres heteromórficos era extremadamente difícil. Adicionalmente, había que considerar el rostro huesudo de Momonga. El crujido de los huesos al moverse probablemente sería bastante desagradable.
(*Un programa de computadora escrito para la automatización de tareas repetitivas.)

“Ah, mis disculpas. Abrí la puerta a mi pasado cruel, que nunca debería de haber sido tocado. Si alguna puerta debería de haberse abierto, escogería una que me llevara a una estación más cálida — cierto, Momonga-san, ¿qué querías discutir conmigo? ¿Tiene algo que ver con los NPCs mercenarios?”

“Mm. ¿Cuántos puedo encargarte para que dirijas?”

“Sí, debería ser capaz de manejar a tres sin problemas.”

“Muchas gracias. Tal vez no necesite encargarte a tantos, dependiendo del número de centinelas en la entrada. Entonces, estaré contando contigo.”

Momonga dejó a Punitto Moe, y luego de hacerle el mismo pedido a Touch Me, regresó al centro de la habitación y gritó, “¡Lo siento por repetirlo! ¡Todos, por favor escúchenme!”

Justo como antes, Momonga sintió que la atención de todos se enfocaba en él.

Sin embargo, aunque las expresiones no cambiaban en este juego, podía sentir su estado de ánimo, lo que lo sorprendió. De acuerdo a Touch Me, cuando uno estaba en batalla, uno podía sentir instantáneamente las intenciones del oponente, y por lo tanto evadir sus ataques. Algo similar parecía estar sucediendo aquí. Pero, Momonga no era tan sensitivo. Tal vez sólo un guerrero podía hacer eso.

“Tengo la intención de asignar los grupos. Como es usual serán agrupados en atacantes físicos, atacantes mágicos, defensores, sanadores, y otros. También necesito asignar a los exploradores—”

Momonga hizo una breve pausa.

“También asignemos centinelas. ¿Alguien tiene alguna objeción?”

Esto era algo que él, el Líder del Gremio, había decidido basándose en una sugerencia de un miembro del gremio. Mencionar su nombre no parecía correcto.

Todos negaron con la cabeza. Aunque Momonga hizo contacto visual con Punitto Moe por un instante, éste simplemente se encogió de hombros y sonrió amargamente.

“Si ése es el caso… bueno, podemos continuar con normalidad.”

“—Sin objeciones.”

“—Está bien.”

Varias personas se mostraron de acuerdo, y nadie pareció objetar.

“Entonces, lo siguiente será decidir quiénes serán los centinelas… ¿Cuántos necesitaremos?”

“Estaré contento de quedarme atrás.”

La primera persona en levantar la mano fue el alquimista Amanomahitotsu. Después de eso, dos personas más levantaron las manos. Ellos también eran miembros de clases artesanas.

El clan nunca se había enfocado realmente en completar mazmorras y en hacer PK. Había muchas personas que jugaban el juego con el espíritu de aventura dentro de ellos. Los llenaba el deseo de poner el pie en tierras desconocidas y descubrir cosas desconocidas. Naturalmente, incluso los miembros de las clases artesanas no invertían todo el día en sus talleres, y tomaban algunos niveles en clases básicas de combate para poder hacerse cargo de cualquier problema, en cierta medida. Dicho eso, ya que sus construcciones contenían clases artesanas, ellos sentían que eran una carga durante los asaltos a mazmorras.

Momonga sabía muy bien por qué levantaban la mano ante esta propuesta. Era porque sabían que él se sentía mal sobre ello. Aun así, Momonga agachó la cabeza ante los tres.

“Lo siento, pero ¿podemos dejarles esto a ustedes?”

“No seas así, Momonga-san. Por favor levanta la cabeza. Nosotros somos los que charlamos despreocupadamente mientras todos los demás están luchando.”

“También quiero intentar crear una nueva arma. Acabo de descubrir una técnica de procesamiento de metales raros, así que quiero probarla.”

“Sólo llevaremos nuestras tareas a la entrada de la mazmorra. No te preocupes por ello.”

Luego de que hablara Amanomahitotsu, los otros dos lo siguieron.

Aun así, Momonga inclinó la cabeza hacia ellos nuevamente.

“Entonces, Nishiki-san, me gustaría que compartieras tu mapa con el resto de nosotros. No te importa, ¿cierto?”

“Naturalmente. Ah, entonces, casualmente he terminado la recolección de información sobre los monstruos que aparecen en el pantano. A nadie le importa si la comparto también, ¿no?”

No había razón para objetar.

Nishiki Enrai produjo una serie de pergaminos —uno para cada uno— de la nada, apuntó con el dedo y llevó a cabo la operación.

Un destello de luz surgió sobre los pergaminos.

Todos los presentes extendieron una mano para tomar un pergamino. Momonga hizo lo mismo.

Una vez que el pergamino se abrió, aparecieron unas letras que decían “Nueva Información Obtenida”.

Momonga ignoró el pergamino que se había desvanecido convertido en luz y tocó aquellas letras. Inmediatamente, aparecieron líneas y líneas de texto.

Era información cartográfica.

Había una X en el centro exacto del extenso pantano. Un hombre había escrito con letras no muy presentables “Mazmorra Aquí”. A su lado había tres símbolos marcados “Base de las Ranas”. Luego, había otros íconos etiquetados “Muchas cosas Resbaladizas”, “Gas Venenoso”, “Nivel del Jefe” y cosas así. Adicionalmente, había líneas etiquetadas “Probables Rutas de Patrulla”.

 Ya veo, reflexionó Momonga, mientras digería la información. Luego, tocó los caracteres correspondientes a la siguiente serie de información.

Lo siguiente eran datos sobre los monstruos.

Había imágenes borrosas de los monstruos, con su nombre, nivel y otra información.

Nvl.64 Diablo Lich de Grenbera
Nvl.74 Gusano Púrpura de Grenbera
Nvl.78 Lord Plaga de Grenbera
Nvl.80 Devorador Demente
Nvl.80 Naga de Pantano
Nvl.80 Tuveg de Grenbera
Nvl.83 Luchador Tuveg de Grenbera
Nvl.83 Sacerdote Tuveg de Grenbera
Nvl.84 Caballero Tuveg de Grenbera
Nvl.85 Jefe Militar Tuveg de Grenbera

“Y entonces—”

Las palabras de Nishiki hicieron que Momonga se detenga a mitad de su estudio de los monstruos, y se dio la vuelta para mirarlo.

“—Estos son los chicos que encontré. Los confirmé visualmente, pero podrían haber monstruos que no he encontrado aún, así que tengan cuidado. Además, vi algunos tipos más fuertes a lo lejos, pero no me acerqué a revisar.”

“Hm. Alrededor de nivel 80 significa que los monstruos de mayor nivel en las profundidades de la mazmorra estarán alrededor del nivel 90. Ése también debería ser el nivel ideal.”

La mayoría de los miembros de Ainz Ooal Gown eran de nivel 90 o cercanos. Momonga sintió que podrían completar la mazmorra sin problemas.

“Take-yan. Está prohibido ser descuidados. Es de conocimiento común que las mazmorras son más difíciles que las áreas que las rodean.”

Por supuesto, el caso contrario también podría ser cierto, pero nunca antes habían oído de un ejemplo así.

“Aun así, la suerte va a ser un factor importante. Completar una mazmorra de nivel 90 en un solo intento no es completamente imposible. Si ése es el caso, entonces vayamos con todo lo que tengamos. Ahora es el momento de usar nuestros ítems de pago.”

“Si hacemos eso, será un espectáculo increíble.”

La idea de que podrían ser capaces de lograrlo inundó la habitación, y Momonga sintió su estómago acalambrándose.

Si ellos sentían que era imposible, aun si fallaban podrían consolarse a sí mismos diciendo “Como era de esperarse”. Pero si pensaban que era posible y fallaban, el impacto sería mucho mayor.

Momonga lamentó su tonto anuncio.

Tratar de moderar el entusiasmo de todos con una advertencia era la forma de pensar de un perdedor. Sin embargo, esa advertencia podría servirles de ayuda.

Pero, no podía decir eso, ya que era el organizador del evento.

Justo entonces, apareció un salvador.

“—Todos, se están confiando demasiado. ¿Saben cuán bajas son las probabilidades de completar una mazmorra desconocida en el primer intento? El nivel efectivo de una mazmorra se incrementa varias veces la primera vez que uno lo intenta.”

El que hablaba era Ulbert.

Por supuesto, esas palabras les arruinaban la fiesta, pero debido a ello, todos se calmaron.

Al mismo tiempo, el sonido de un timbre llegó a los oídos de Momonga. Era un ‘Mensaje’ mágico, y era de Punitto Moe.

「—Buena suerte, Momonga-san.」

Momonga accedió al canal dedicado a ‘Mensajes’, y lanzó su hechizo. De esta forma, su voz llegaría únicamente al receptor de su ‘Mensaje’.

“Gracias.”

「No te preocupes por ello, pero ten en cuenta que el pánico es la semilla de la derrota, así que mantente en calma y piensa lógicamente. Tranquilízate, observa tu entorno, y no desperdicies tus esfuerzos en detalles innecesarios, Momonga-san. El descuido es tu mayor enemigo. Sin embargo, también estoy planeando completar esto en el primer intento. Así que, ¡mucha suerte! 」

Luego de decir lo que quería decir, el ‘Mensaje’ terminó.

“¡Correcto! Entonces, todos, partiremos hacia nuestro objetivo en 30 minutos. ¡Por favor prepárense! ”

Continuará
(En el Blu-ray 6)



20 comentarios :

  1. Sé!! *.*
    después de tanta espera
    gracias

    ResponderEliminar
  2. Grasias, ojala. Saliera el vol 10 no ay noticiad?!!! Aun

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No puedo esperar a que sea Marzo >:D ya estoy ansioso!!!!

      Eliminar
  3. Genial, esta interesante esta historia, me gusto conocer a los miembros del gremio.
    Seria interesante que alguno de los Serafin apareciera en el mundo real, para darle pelea a Momonga =D THK

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estas en lo cierto dios homero :v ,pero personalmente creo que cualquier personaje que le de pelea a Momonga estaría bien (menos los NPC, sería muy repetitivo)

      Eliminar
  4. Y si un jugador si llego a ese mundo junto a momonga, pero no uno de su gremio o de otro sino su amigo que dejo el juego(no dice su nivel talvez sea superior a 60 y uno lvl ya es mucho en ese mundo) solo imagen que su amigo al enterarse del cierre de Igdrasil decide entrar una ultima vez mas para despedirse de ese juego una ultima vez y recordar sus aventuras alado de ulbert, momonga y los otros; de pronto, igual que momonga, se queda en ese nuevo mundo apareciendo en otro lugar solo y al see un ser un no humano no puede ir a la ciudad y se esconde en un reino de no humanos. Al escuchar de ese lanzador magico tan podorezo que fue capaz de matar a miles con un hechiso el pensara automaticamente en un jugador de igdrasil y al enterarse de que es un no muerto va em busca de el.
    No se, solo me imagino ese momento enque momonga vuelve a ver a ese amigo que no veia hace mucho tiempo siendo atacado por uno de sus guardianes. Lo se, lo se, me estoy fumando de la hierba mas parecida de la de maruyama :v . Aun asi seria muy epico

    ResponderEliminar
  5. Y si un jugador si llego a ese mundo junto a momonga, pero no uno de su gremio o de otro sino su amigo que dejo el juego(no dice su nivel talvez sea superior a 60 y uno lvl ya es mucho en ese mundo) solo imagen que su amigo al enterarse del cierre de Igdrasil decide entrar una ultima vez mas para despedirse de ese juego una ultima vez y recordar sus aventuras alado de ulbert, momonga y los otros; de pronto, igual que momonga, se queda en ese nuevo mundo apareciendo en otro lugar solo y al see un ser un no humano no puede ir a la ciudad y se esconde en un reino de no humanos. Al escuchar de ese lanzador magico tan podorezo que fue capaz de matar a miles con un hechiso el pensara automaticamente en un jugador de igdrasil y al enterarse de que es un no muerto va em busca de el.
    No se, solo me imagino ese momento enque momonga vuelve a ver a ese amigo que no veia hace mucho tiempo siendo atacado por uno de sus guardianes. Lo se, lo se, me estoy fumando de la hierba mas parecida de la de maruyama :v . Aun asi seria muy epico

    ResponderEliminar
  6. el problema de que ese personaje aparezca, es que según lo que dicen ulbert y momonoga,no es que solo se salio del clan,si no que dejo de jugar el juego,osea borro su personaje,por ello ulbert estaba encabronadisimo con touch y momomga bastante tocado por eso mismo,asi que no hay muchas posibilidades de que ese amigo haya seguido jugando,aunque no se sabe,por cierto me asombra el respeto que ulbert le tiene a momonga XD,creo que ahora entiendo por que demiurgo lo tienen como un sabio señor XD,la hermana de peroroncino es una loquilla XD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La hermana de Peroroncino es Bukukuchagama no? Tiene narices que ese sea el único nombre que pueda recordad, siendo tan difícil

      Eliminar
    2. BukuBukuchagama xD
      y creo que el más difícil que he oído fue el de Tábula Smaragdina

      Eliminar
  7. Quien sabe, pero como sabemos maruyama siempre puede sacar cualquier as de la manga, aun no supero lo de Gazef :( :v bueno solo queda esperar

    ResponderEliminar
  8. Quien sabe, pero como sabemos maruyama siempre puede sacar cualquier as de la manga, aun no supero lo de Gazef :( :v bueno solo queda esperar

    ResponderEliminar
  9. señor Eric, esta historia va a continuar?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me parece que va a salir con el bluray 6. Creo que ese bluray acaba de salir pero aún no lo traducen.

      Eliminar